Cómo elegir el handheld scanner correcto para tu operación

Handheld scanners

 

Los handheld scanners son dispositivos que operan de manera inalámbrica y sencilla. Están hechos para incrementar la productividad de ciertos procesos de la cadena de suministro al proveer una lectura rápida y confiable de códigos de barras, huellas digitales, comunicaciones de WiFi y GSM, entre otros. A diferencia de otros scanners, los handheld tienen el propósito de ser cómodos y manipulables para el usuario, ya que los operadores que los utilizan pueden pasar mucho tiempo sosteniéndolos.

Hoy en día, el mercado ofrece un portafolio inmenso de marcas y modelos de handheld scanners, cada uno con un alcance y propósito específico, por lo cual elegir el modelo ideal se vuelve una tarea compleja. El riesgo de tomar la decisión incorrecta se ve reflejado en pérdidas económicas, la necesidad de detener un proyecto, errores en los procesos, una baja eficiencia de los operadores, entre otras consecuencias.

Sin embargo, tener acceso a una variedad tan amplia de handheld scanners tiene varias ventajas, tales como la posibilidad de elegir un dispositivo que sea perfectamente adecuado para los procesos específicos de un negocio, poder exigir un mejor precio y una mejor atención al cliente, emplear los handheld scanners de manera innovadora en tareas poco convencionales, acceder a formas distintas de procesar información, conectar los dispositivos con los sistemas y equipos necesarios, etc.

Los criterios que se deben considerar para elegir el handheld scanner correcto son los siguientes:

  1. Identificar la industria en la que se desempeña la empresa:

  • Transporte y logística

  • Sector salud

  • Manufactura

  • Centros de distribución

  • Venta al menudeo

  • Comercio electrónico

  • Infraestructura

  • Gobierno

  • Productos aeroespaciales y de defensa.

Cada industria demanda funcionalidades distintas; a veces, una operación requiere versatilidad y ergonomía, mientras otra necesita un handheld scanner duradero de uso rudo. Es importante saber qué suele ser más útil en la industria de una organización.

  1. El uso que tendrá el handheld scanner dentro la operación:

  1. Tipo de ambiente en el cual se utilizará el handheld scanner:

  • Seco

  • Húmedo

  • Congelado

  • Frío

  • Al aire libre

  • En temperaturas altas.

Este punto es de suma importancia, ya que una mala decisión puede reducir la vida útil del equipo.

  1. Alcance de lectura:

Algunos handheld scanners tienen un mayor alcance de lectura, lo cual significa que pueden escanear más etiquetas en menos tiempo y con un menor esfuerzo manual del operador. A pesar de que estos modelos suelen ser más caros, a largo plazo, reducen los costos operativos porque recortan los tiempos de los procesos. Sin embargo, también hay procesos que requieren scanners de corto alcance, dado que el espacio en el que se llevan a cabo las tareas es pequeño o hay un bajo volumen de artículos que escanear.

 

 

Algunos modelos de handheld scanners:

5603ER Imager

Es un scanner de corto alcance, únicamente lee lo que está a un par de pies de distancia.

EX25 Near Far Image

Este dispositivo permite realizar lecturas, aproximadamente, a 30 pies de distancia; es mejor conocido como scanner de largo alcance.

MSI N660

Esta serie integra la tecnología Adaptus 6.0 de Honeywell para un escaneo 1D y 2D de alto rendimiento. También ofrece una mejor experiencia de usuario y es integrable con otros sistemas.



¿Qué características debe tener un handheld scanner?

Además de los criterios mencionados, es importante que un equipo handheld sea:

  1. Versátil

  2. Ligero

  3. Ergonómico

  4. Confiable

  5. Veloz

  6. Adaptable a las necesidades de la operación.

Para tomar la decisión correcta, es importante asesorarse con un equipo de expertos que conozca a profundidad los usos que tendrán los handheld scanners dentro de la empresa del cliente. Afortunadamente, la gran variedad de opciones de handheld scanners permite optimizar y agilizar muchos procesos dentro de la cadena de suministro, lo cual ha cambiado la concepción de que el uso de equipos tiene un costo inaccesible. Hoy en día, operar sin estos dispositivos es casi imposible, y sacar provecho de ellos es una gran alternativa para obtener una operación más rentable.